Archivo rebelde en
1900 09 07 005 12
1900 09 07 005 12 black white

te de laPrimera Sala del Tribunal Superior del Distrito, se permitió mandar apercibir con la que haya lugará los jurados que no eancurrieaen al sorteo respectivo del urado que ha de conocer de la responsabilidad queeeexíge al Juez de Paz de Toltepec. Este proeemiento no puede tener fundamento legal alguno, pues el Código de Procedimientos Penales dice en su art. 34:2, parte final, que cuando no coneurriere el número que dicho artículo señala se repetirá la insaculación sorteo que previene cl art.
311, pero no impone pena alguna los jurulos faltistaa ni autoriza ningún apercibimiento.
Por otra parte, si es cierto que algunos de los jurados citados para esta última insaculacíón, lo habian sido ya para la primera, también lo es que fueron citados Abogados que jamás habían recibido citación alguno anterior, y estos últimos son los mas agraviados por el apercibimiento.
Además. cuando se cita alguna persona, se procura estar puntual a la hora señalada, y el Presidente del Tribunal no lo hizo, sino que se presentó las once y quince minutos de lo manana, y la citación señalaba laa diez y treinta minutos para la celebración del acto. De manera que el Presidonte del Tribunal, no solamente agravio gratuitamente los Abogados referidos, sino que los hizo perder lastimosamente su tiempo por no concurrir si la hora en que tania la obligación de estar en su oficina.
Deseariamos que el Presidente de la Primera Sala del Tribual Superior fuera más REGENERACION 13 asunto intervienen, por la parte acusadora, un hijo del Ministro de Justicia, y por la otra, el conocido cúminalista Lic. Agustin Verdugo.
Los Sres. Mariano Calrandi y Manuel Garay, celebraron un contrato obligatorio por cinco años, en cl que se estipuló que el segundo quedaria al frente de una negociación do préstamos de la propiedad del prímero, recibiendo el cincuenta por ciento de las utilidades que se obtuvieran cada año; También se cstipuló que en caso de negligencia por parte del Sr. Garay en la administración de ese negocio, podria el Sr. Carrandi reconveuirle por medio de persona autorizada al efecto, perdiendo en ese case aquel un quince por ciento de las utilidades, favor del Sr. Carrandi, quien estaba facultado para rescindir el contrato en caso de reincidencia.
Carrandi supuso que Garay no cumplía con su deber, y le reconvino en la. forma indicada. Garay indicó que ninguna falta.
había cometido. No satisfecho con elloCarrandi, por medio de un Notario notificó Garay que le revocaba el poder que le habia conferido, poder que no existia pues no estaba. al frente de la negociación como su mandatario, sino nuis bien como su socio.
Garay se opuso la pretensión de Carrandi, por no ser lo estipulado en el contrato, y en vez de ocurrir éste un procedimiento judicial de rescisión, ocurrió al Ministerio Público acusando Garay del delito ¡le ataques a las garantias constitucionales.
El Sr. Garay declaró ante el Juez Sauneuidndoso en ¡un citaciones en lo futuro y dore, quien decretó su detención y más tarnsista con puntualidad las diligencias see de 811 forma Prisión 35. WO W831 Heladas, pues los Abogados que a ellas de E9016 G51113. y Para i103 está 80531643 ben concurrir son personas ocupadas que Vista en el Tribunalmereceu todo género de consideraciones. L5 8015 114m0. 95W un CWVW ce de que se trata de una cuestión meramente civil, sin que sea lícito a ninguna autoridad penal avocarse el conocimiento Üomplamncias del Juez Saunders «e aun ms «ama. sumo en Código Penal sobre atentados a las garanEn el proceso Garay tias constitucionales, no hay un solo articulo que pudiera aplicarse al caso proÜonece el Juez Correccional de una puesto. casación infundada, que ha sido, sin em El contrato indica que por la falta de M80. acogida benévolamente. En esmcumplimiento de él por parte deGaray,